Vaginoplastia

¿QUÉ ES LA VAGINOPLASTIA?

La vaginoplastia, también llamada rejuvenecimiento vaginal, es una operación quirúrgica que generalmente puede resolver el problema del alargamiento de los músculos vaginales y restaurar el tono vaginal como solía ser.

Para la mayoría de las mujeres, el parto es la experiencia más hermosa y gratificante de sus vidas, pero a menudo las secuelas que quedan son muy frustrantes tanto para ellas mismas como para su pareja.

Especialmente en las mujeres que han tenido más de un hijo los músculos vaginales tienen una relajación debido a la expansión de los mismos durante el parto.

Si bien existen ejercicios, como la gimnasia de Kegel, para mejorar la condición de los músculos vaginales, la solución definitiva es practicar una vaginoplastia.

La tonificación de los músculos vaginales permite recuperar la fuerza y el control de la región perineal, restaurando una mayor sensación durante las experiencias sexuales.

Todas las mujeres, si en general gozan de buena salud, pueden ser candidatas para la vaginoplastia.

Este es un procedimiento quirúrgico de cirugía plástica reconstructiva que se realiza bajo anestesia periférica o general, pero en condiciones de hospital de día.

La duración de la operación es de aproximadamente una hora y a través de este método los músculos vaginales y los tejidos blandos circundantes se estrechan, el exceso de mucosa vaginal se reduce.

Después de la cirugía, el paciente por lo general puede caminar cómodamente en unos pocos días y podrá regresar a la actividad sexual dentro de 4 a 6 semanas.